'Velasco debe pagar mínimo 48 años': Abelardo de La Espriella

abelardodelaespriella2012

El abogado de las víctimas, en caso Rosa Elvira Cely, dice que demandará al Estado.

Un juez de Bogotá dará a conocer mañana la condena contra Javier Velasco, el asesino de Rosa Elvira Cely, quien aceptó no solo este crimen que estremeció al país, sino el haber abusado de sus hijastras. El abogado de la víctima, Abelardo de La Espriella, anunció que demandará al Estado y al Distrito, y que no se conformará con una pena menor a los 48 años.

¿Cuál debería ser la pena para el asesino de Rosa Elvira?

Esperamos que con el descuento por la aceptación de los cargos, la pena sea tasada en 48 años mínimo, teniendo en cuenta la gravedad de la conducta. Si la condena es menor, sin duda apelaremos y de ser necesario recurriremos ante la Corte Suprema.

Hay quienes piden que no haya rebajas. ¿Es posible?

La rebaja hay que concederla. Es lo que la ley prescribe, nos guste o no. Considero que el descuento no debe ser superior a 12 años. El ordenamiento penal también establece que pueda redimir pena y, según las matemáticas, puede que salga libre algún día, si estudia y trabaja. A lo mejor no lo hace; ya ha demostrado de sobra ser un imbécil. En el mejor de los casos, saldrá muy viejo de la cárcel. Después de semejante atrocidad su conciencia no lo dejará en paz hasta su último aliento, y esa será su condena perpetua.

Velasco quedó libre en otro crimen. ¿La justicia fue tardía?

Lo que hay es una falla en el servicio judicial, teniendo en cuenta que el juez que le dio la libertad la primera vez que mató y violó a otra pobre mujer no fue diligente y cuidadoso para percatarse de la clase de animal que es Javier Velasco. Y hubo omisión del Distrito por la falta probada de atención médica oportuna de la que fue víctima Rosa Elvira.

¿Demandarán al Estado?

La demanda contra la Nación y el Distrito de Bogotá están listas. Agotaremos una etapa previa de conciliación en la Procuraduría.

¿Qué decirles a quienes piden penas más altas a violadores?

Si la ley no nos gusta, pues hay que cambiarla. Para eso necesitamos un Congreso comprometido con los derechos de los ciudadanos más vulnerables: niños, mujeres y ancianos.

 

Fuente: EL TIEMPO - REDACCIÓN JUSTICIA | 16 de Diciembre del 2012

SAIR BUITRAGO REDACCIÓN JUSTICIA Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.