La huella de la guerrilla en la bomba del Andino

25 DE JUNIO DE 2017 / Abelardo De La Espriella

El miserable atentado terrorista en el Centro Comercial Andino, por una parte, es un simbolismo que pretende (por quienes lo ejecutaron) demostrarle al “bogocentrismo” que, pese a la tal paz que tanto pregonan Santos y sus “enmermelados” de ocasión, nadie está seguro de verdad, y, en consecuencia todo el mundo es susceptible de ser víctima de execrables crímenes. El lugar no podía ser más representativo: un sitio en el corazón de Bogotá, concurrido por gentes de todos los niveles, pero especialmente por aquellos que pertenecen a esa oligarquía que la guerrilla históricamente tanto ha odiado. La moraleja es clara: colombianos, la tragedia puede abrazarlos en cualquier momento, no importa en dónde estén. El brazo largo del terrorismo llega a fronteras insospechadas. Por ende, hay que apoyar la falsa paz a cualquier precio.

"¿Adiós a las armas?"

17 DE JUNIO DE 2017 / Abelardo De La Espriella

Este artículo, queridos lectores, no versa sobre la obra homónima de ese genio de la literatura que fue Ernest Hemingway. Me encantaría escribir análisis literarios, en vez de documentar la espantosa realidad que padece nuestra patria adolorida. Pero nada que hacer: un hombre no puede escapar de su destino, y, al parecer, gran parte del mío es denunciar los excesos de un régimen nefasto, que nos lleva a una desgracia inimaginable.

Sergio Fajardo, un lobo con piel de oveja

03 DE JUNIO DE 2017 / Abelardo De La Espriella

Para empezar, Sergio Fajardo no es un representante de la “nueva clase política”colombiana, como él y sus seguidores pretenden hacerlo ver. Difícilmente,alguien que tiene más de sesenta años, de los cuales lleva cerca de veinte en las lides electorales, puede presentarse como la “renovación” o el outsider, al decir de los gringos. Y es que nada de malo hay en hacer política de tiempo atrás, si esta se ha ejercido con decencia: la experiencia y la honradez son elementos fundamentales para el adecuado manejo de la cosa pública. Lo reprochable, en este caso, estriba en el hecho de que Fajardo se autodenominó el adalid de las buenas prácticas gubernamentales, al tiempo que quiere hacernos creer que nunca ha hecho parte del establecimiento, cuando es exactamente todo lo contrario.

La lavandería de las Farc

10 DE JUNIO DE 2017 / Abelardo De La Espriella

Se cocina, ante los ojos del país y de la comunidad internacional, la operación de lavado de activos más grande de la que el mundo tenga registro, por cuenta del recién firmado Decreto Presidencial 903, que legalizó de un tajo la plata pútrida de las Farc. Ya está visto que el régimen es capaz de hacer lo que sea, con tal de lograr sus turbios propósitos envueltos en una infinita vanidad, entre los cuales se encuentra, como es obvio, complacer hasta la saciedad a Timochenko y su horda de malhechores. Muchos callan sobre el esperpento blanqueador que se ejecuta, sin saber que ese silencio cómplice es el acicate para legalizar una fortuna billonaria manchada de sangre y dolor.

En el pellejo de las Farc

27 DE MAYO DE 2017 / Abelardo De La Espriella

El rector de la Universidad Externado de Colombia, Juan Carlos Henao, cerebro jurídico del acuerdo con las Farc; el negociador principal del proceso de paz y candidato presidencial en ciernes, Humberto de la Calle, y el vicepresidente de la República, general Oscar Naranjo, quien también fungió de enviado especial de Santos a Cuba,en sendas entrevistas a distintos medios de comunicación, hicieron un vehemente llamado a la sociedad colombiana en general y a sus instituciones, a través del cual, grosso modo, reclamaban mayor comprensión y acompañamiento al acuerdo final con la subversión.